“Miren al frente, ustedes no están solos”, dijo el Papa a dependientes químicos, en Río

Río de Janeiro (Jueves, 25-07-2013, Gaudium Press) Después de visitar el Santuario Nacional de Nuestra Señora Aparecida, el Santo Padre volvió a Río de Janeiro para visitar ayer el Hospital San Francisco de Asís de la Divina Providencia, en el barrio de Tijuca.

1.jpg
Foto: Jonas Pavão

En este centro de recuperación, desde hace más de 13 años Hermanos de la Orden Franciscana cuidan de jóvenes alcohólicos y dependientes químicos.

Una intensa lluvia no impidió que una multitud aguardase al Papa. Él fue recibido por los dirigentes del Hospital.

Antes de pronunciar su discurso, él oyó el testimonio de dos jóvenes que fueron rehabilitados gracias al trabajo realizado en este centro, por los Hermanos Franciscanos.

“Volví a ser amado y volví a amar a las personas. Salí de esa vida, me convertí, en una persona mejor. Cada día aprendo más, gracias a Dios y a esta Institución que me acogió”, dijo un interno.

El Papa denunció a los que hacen negocios con las vidas humanas traficando con drogas.

¡Cuántos ‘mercaderes de la muerte’ que siguen la lógica del poder y el dinero a todo costo! La plaga del narcotráfico, que favorece la violencia y siembra dolor y muerte, requiere un acto de valor de toda la sociedad”, subrayó el Pontífice.

Además, el Papa también afirmó que la solución para el problema de las drogas no se encuentra en la legalización sino en la formación de la juventud en valores:

“No es la liberalización del consumo de drogas, como se está discutiendo en varias partes de América Latina, lo que podrá reducir la propagación y la influencia de la dependencia química. Es preciso afrontar los problemas que están en la base de su uso, promoviendo una mayor justicia, educando a los jóvenes en los valores que construyen la vida común, acompañando a los necesitados y dando esperanza en el futuro”.

El Papa elogió el trabajo del Centro Franciscano donde los Hermanos ya ayudaron a más de 1.700 personas. El Papa pidió que, a pesar de los desafíos, los jóvenes dependientes no abandonen la continuidad en su recuperación.

“Tú eres el protagonista del ascenso, esta es la condición indispensable. Tú encontrarás la mano extendida de quien quiere ayudarte, pero nadie puede subir por vos. Pero nunca estarán solos. La Iglesia y muchas personas están con vosotros. Miren con confianza al frente, su travesía es larga y cansadora, pero miren al frente”.

Por último, el Santo Padre aseguró a los internos del Hospital San Francisco que había rezado por cada uno de los jóvenes del centro de recuperación delante de la imagen de Nuestra Señora, en Aparecida.

Les dijo también que Dios está con ellos y los toma de las manos en los momentos más difíciles. (JSG)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: