La Corte Suprema de Alabama reconoce derechos de los nascituros

“La Corte Suprema de Alabama asestó un duro golpe al fraude constitucional de Roe contra Wade, al reconocer que el niño en el vientre materno es una persona”, aseveró en un comunicado el analista legal de la organización Personhood USA, Gualberto García Jones.

Por otra parte, diversas organizaciones provida de los Estados Unidos, aseguraron que la reciente decisión de la corte suprema de Alabama de reconocer al niño en el vientre materno como una persona que merece protección legal, podría tener un impacto significativo para lograr el fin del aborto en los Estados Unidos.

El pasado 11 de enero la corte suprema de Alabama sentenció que los niños en el vientre materno están protegidos por la ley de peligros químicos del Estado de Alabama.

El caso dictaminado por el tribunal se refiere a dos mujeres que pusieron en riesgo la vida de sus niños mediante el uso de drogas ilegales durante el embarazo. Una de las mujeres admitió que fumó metanfetaminas tres días antes de que su hijo naciera prematuramente. El niño murió 19 minutos después del parto de “intoxicación aguda por metanfetaminas”.

Según la legislación de Alabama, es un crimen poner en peligro la vida de un niño, al exponerlo a una sustancia químicamente peligrosa. El abogado de la mujer argumentó que la ley de peligros químicos no se aplica a los nascituros (niños por nacer).

La corte discrepó con el planteamiento del abogado, indicando que “el único caso en el que a los niños no nacidos se les niega protección legal es el aborto, y esa negación se debe únicamente a los dictámenes de la sent encia Roe contra Wade”, con referencia al caso por el que la Corte Suprema de los Estados Unidos legalizó el aborto, en 1973.

Tras citar toda una serie de leyes que protegen de alguna manera a los no nacidos en 40 estados y en el distrito de Columbia, la Corte Suprema de Alamaba hace hincapié en que su sentencia es coherente “con el amplio reconocimiento legal de que los niños no nacidos son personas con derechos que deben ser protegidos por la ley”. Como ejemplo puso las leyes que “permiten reclamar daños y perjuicios por la muerte culpable de un niño no nacido si las lesiones causadas a ese niño cuando ya es viable provocan su muerte antes del nacimiento”.

La sentencia citó un caso en el estado de Carolina del Sur, en el que una corte llegó a un fallo similar, determinando que “sería absurdo reconocer al feto viable como una persona para propósitos de las leyes de homicidio y estados de muerte injusta, pero no para los propósitos de proscribir el maltrato infantil”.

La corte de Alabama también expresó su acuerdo con la corte de apelación, que señaló que “no sólo las cortes de este Estado han interpretado el término ‘niño’ para incluir al feto viable en otros contextos, la definición del diccionario del término ‘niño’ explícitamente incluye a una persona no nacida o un feto”.

La Corte enfatizó que sostener la protección legal del niño en el vientre materno era consistente “con el amplio reconocimiento legal de que los niños por nacer son personas con derechos que deben ser protegidos por la ley”.

La instancia judicial también indicó que su decisión está en consonancia con la Declaración de Derechos de la constitución del estado, que proclama que “todos los hombres son igualmente libres e independientes; que son dotados por su Creador con ciertos derechos inalienables; que entre estos están la vida, la libertad y la búsqueda de la felicidad”.

El fiscal general de Alabama, Luther Strange, aplaudió la decisión de la corte. “La Corte ratificó nuestro argumento que la política pública de nuestro estado es proteger la vida, tanto nacida como en el vientre materno”, dijo en un comunicado. “Es una gran victoria que la Corte Suprema de Alabama haya afirmado el valor de toda vida incluyendo la de aquellos niños en el vientre materno, cuyas vidas son las más vulnerables de todos”.

A pesar de que el fallo del 11 de enero no se aplica directamente para las regulaciones abortivas, los activistas pro-vida están satisfechos por la decisión, y aseguran que podría contribuir al crecimiento del reconocimiento de los niños en el vientre materno como personas humanas con derechos legales.

“En lesiones personales, criminales y testamentos y la ley de bienes, la tendencia ha sido reconocer al niño en el vientre como un ser humano con protecciones legales, no simplemente como un ser humano ‘en potencia’”, dijo Mathew Staver, presidente del Liberty Counsel, para quien “los casos de abortos de la Corte Suprema de los Estados Unidos son una aberración de la ley, y se mantienen aislados por sí solos, pero esa isla un día desaparecerá”.+

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: